Archivo por meses: octubre 2010

Monteseirín se encomienda al Carambolo

Fiel a su estilo de los hechos consumados y de tensionar la cuerda para que, por miedo a que se rompa, sean los otros quienes aflojen y así él se salga con la suya, Monteseirín le vuelve a echar un pulso a la Junta con su anuncio de que sacará las 21 piezas de oro (casi tres kilos)  del tesoro del Carambolo (tasado en 8,2 millones de euros a efectos de la póliza de seguros pero de un valor histórico incalculable) de la cámara acorazada del banco en que se hallan para exponerlas “temporalmente” en el ‘Antiquarium’ bajo las setas.

La “temporalidad” puede acabar como la “provisionalidad” del mercado, que ha durado 37 años, ya que el Ayuntamiento tiene la secreta esperanza de que las obras del Museo Arqueológico, el destino natural y legal del tesoro tartésico (o fenicio, según recientes teorías), se prolonguen durante años, si es posible siquiera iniciarlas a corto plazo ante la falta de presupuesto por la crisis.

El Consistorio arguye que el Museo no reúne condiciones de seguridad, ante lo cual ha decidido unilateralmente, con la complicidad del cuestionado arqueólogo Amores (tragó con la destrucción parcial del yacimiento romano en la Encarnación para los gigantescos parasoles), llevarse el Carambolo a las setas con el descarado propósito de, a su reclamo, multiplicar la afluencia de turistas y presentar el ‘estadio olímpico’ de Monteseirín como un éxito.

EN LA CAJA FUERTE

El tesoro, descubierto en 1958 en el cerro del mismo nombre en Camas, no acabó en Madrid como la Dama de Elche porque merced a un atípico acuerdo sólo posible en el franquismo se permitió al Ayuntamiento que lo comprara a condición de que se expusiera en el Museo Arqueológico.

Esta maravilla de la orfebrería era tan valiosa y las instalaciones del Arqueológico tan inadecuadas frente a sofisticados ladrones que se decidió guardarla en la caja acorazada de un banco, sito muy cerca del Ayuntamiento. En estos 50 años han circulado varias réplicas (recuérdese la crisis suscitada en la época de Rojas Marcos a cuenta del proyecto de realizar otra copia en vísperas de la Expo), pero  las joyas tartésicas originales sólo han sido del búnker cinco veces, la última desde el 3 de octubre de 2009 al 28 de febrero de 2010, por la conmemoración en el propio Museo del 50º aniversario de su hallazgo, aunque con un año de retraso.

El retraso se debió a las obras de adecuación que la Consejería de Cultura acometió en las salas de exposiciones temporales. Fue entonces cuando Monteseirín, sin consultarlo con nadie, lanzó un órdago populista a la Junta y  proclamó su intención de que el Carambolo no volviera al banco, sino a la Sala Capitular del Ayuntamiento.

La Junta, que había gastado un millón de euros en adecuar las salas del Museo y pagaba la factura de la caja acorazada ante la inhibición municipal, sostenía que el tesoro podría haberse quedado ya en el Arqueológico, pero no quiso desautorizar  públicamente a ‘su’ alcalde en época preelectoral. Cuando Rosa Torres fue sustituida como consejera por Paulino Plata, éste se encontró en la misma tesitura y tuvo que jugar en el terreno ya marcado por el regidor, así que declaró: “Si el Ayuntamiento sigue empeñado en mostrarlo en sus instalaciones, tienen que darse dos circunstancias, máximas garantías de seguridad y dignidad, porque si el tesoro ha estado tantos años en una caja fuerte no nos vamos a arriesgar ahora y lo mantendríamos guardado”.

SALA CAPITULAR

Todavía a finales de julio, la portavoz del gobierno municipal, Nieves Hernández, declaraba que el Ayuntamiento ya tenía en su poder un informe jurídico que avalaba su pretensión de exponer el tesoro en la Sala Capitular y que para ello bastaba con dar cuenta al Ministerio de Cultura (pasando, pues, por encima de la Junta), “que fue quien hizo la cesión en su momento para que fuera expuesto de manera permanente en el Arqueológico”.

Y Monteseirín decía que antes de que se produjera esa reubicación en el Ayuntamiento “hacen falta unas modificaciones respetuosas con la Sala, que proporcionen las medidas de seguridad necesarias como ha pedido, con toda la razón, el consejero”.

Tan sólo tres meses después, Monteseirín ha cambiado de opinión: ya no es la Sala Capitular el ‘sancta sanctorum’ para  el mayor tesoro simbólico de Sevilla, sino el ‘Antiquarium’ bajo las setas, por más que el Carambolo no tenga relación histórica alguna con los restos romanos y esté fuera de contexto.

APARECE EL DINERO

El alcalde no sólo enviará allí el tesoro, sino que falseando la historia para aparentar que la Encarnación era el corazón de la Sevilla romana (era la Alfalfa), ha lanzado el proyecto ‘Cardo’, para que los visitantes del Alcázar (cerca de un millón al año) puedan acceder con la misma entrada al ‘Antiquarium’ y al Carambolo, con lo que demuestra que no confía en el atractivo ‘per se’ del Parasol para revitalizar el Centro y necesita parasitar desde el Palacio Real más antiguo de Europa a las joyas tartésicas.

Hace unos días, los dueños del mercado provisional declararon que el Ayuntamiento se está retrasando en el pago del alquiler desde principios de año. Ahora, sin embargo, el Consistorio anuncia que pagará todos los gastos de la exposición del Carambolo bajo las setas, la póliza del seguro y las medidas de seguridad extraordinarias. No hay dinero para alquileres, infraestructuras  o el abono de los atrasos a la Policía Local, pero para las setas de la Encarnación, la consigna de Monteseirín está clara: “que no farte de ná”.

Comodidad

Decían de Arafat que nunca perdía una oportunidad de perder una oportunidad, en alusión a que cada vez que era factible un acuerdo de paz con Israel daba un paso atrás en vez de al frente. Pues el (sin) alcalde, igual. Cada vez que Monteseirín tiene una oportunidad de desmarcarse de Torrijos, y de paso desmarcar al PSOE de IU ahora que vienen las municipales, la desaprovecha, víctima del síndrome de Estocolmo. Le pasó con el edil piquetero y, ahora, con el propio Torrijos. En plena tormenta por la foto de la mariscada impropia (como esas competencias que dicen asumen los ayuntamientos sin corresponderles) de Bruselas , el (sin) declara que se siente “muy cómodo” gobernando con IU. ¿A qué viene este capotazo? Pues porque, al igual que en el episodio de las uvas del Lazarillo de Tormes, cuando el (sin) se iba de hoteles de cinco estrellas y de viajes transoceánicos a Brasil y al Mundial de Suráfrica, y al Eurobásquet de Polonia, Torrijos guardaba silencio. Por eso el (sin) está tan cómodo. Ha descubierto al cabo que son tal para cual.  Hoy por ti y ayer por mí.

Pulso al Ateneo

Antier, el periódico gubernamental publicaba un informe contra el PP, al que acusaba de convertir Valencia en el reino de la impunidad porque sus cargos imputados no dimiten. Rubalcaba, en un mitin en San Roque, censuraba a Rajoy por ignorar cuántos imputados en escándalos tiene su partido. Y Alarte, líder del PSOE valenciano, decía que los socialistas imputados en el ‘caso Brugal’ renuncian a sus cargos pese a tan poco avance procesal, a diferencia de los del PP, “porque nosotros no somos unos sinvergüenzas”. Y al leer tantas apelaciones al ser y parecer de la honradez socialista, me acordé de que Marchena, imputado en el caso Mercasevilla, no sólo no dimite, sino que, fiel a su estilo de matón, amenaza al Ateneo con represalias hasta de sus periódicos a sueldo si no lo ratifica como Rey Mago, distinción prometida otrora a cambio de ciertos favores de  Emasesa. El nuevo presidente del Ateneo tiene muy fácil pararle los pies a este siniestro individuo: basta con que le aplique la doctrina del PSOE… de Valencia, porque el de Sevilla sigue a la luna de ídem.

La mariscada

Torrijos trata de desactivar el efecto de la foto de su pantagruélica mariscada en Bruselas con la tesis de que “tanto si se pagó con dinero público como si no, no se puede criminalizar una actividad normal, propia de un representante público”. Sus palabras denotan su concepción de la política: lo normal es que los  cargos públicos se coman mariscadas de mil euros a costa del contribuyente en cuanto que la factura, presuntamente, corría a cuenta de Mercasevilla, empresa municipal. ¿Habría encargado Torrijos una mariscada de mil euros si la hubiera tenido que pagar de su bolsillo? Probablemente, no. Lo que no habría hecho en su vida privada no tiene empacho de hacerlo en la vida pública. Y con la agravante de que dice representar al partido de la ‘famélica legión’ o/y ‘los esclavos sin pan’y a una empresa con 4 millones de euros de pérdidas, y en una situación (2008) de crisis que deja a 75.000 sevillanos en el paro. La foto de la mariscada es, en el fondo, un retrato moral de Torrijos, un político que ha perdido la credibilidad y su discurso de izquierda.

El sapo

El (sin) alcalde, con tal de no molestar a Torrijos, fue preso del síndrome de Estocolmo  en el caso del edil piquetero y le justificó con la peregrina tesis de que iba en la manifestación que atacó el ‘Serranito’ no como delegado de Economía, sino como  sindicalista. Ahora, Carlos Vázquez ha publicado un artículo en la web del Partido Comunista en que pone a caldo a Viera y Espadas y ridiculiza la tesis monteseirinesca de que él encarnaba ‘El extraño caso del doctor Jekyll y Mr. Hide’, la novela de Stevenson.  El edil piquetero ha escrito: “Se contentaban con que reconociera “mi error” en la plaza pública y abjurara de mi condición de militante sindical, desvinculándola de mi responsabilidad institucional. ¡Como si fuera posible separar ambas señas de identidad!”. Así que ya sabemos que Vázquez es sólo Mr. Hide, algo elemental, querido Watson, con lo que ha dejado en evidencia y en ridículo a Monteseirín, su protector en todo este escándalo. Para seguir siendo (sin) alcalde, Monteseirín tiene que desayunarse cada mañana  un sapo de sus socios de gobierno.

Sevilla, la ciudad con más impuestos

Una familia media paga 716 euros en tributos locales frente a los 655 de Barcelona y los 540 de Madrid

Sevilla es además la segunda ciudad más cara para los empresarios por el Impuesto de Actividades Económicas

Una familia media sevillana que tenga dos hijos, un piso de entre 85 y 95 metros cuadrados y un automóvil de gama media paga al Ayuntamiento presidido por  Monteseirïn 716 euros anualmente en tributos locales, la cifra más alta entre las grandes ciudades españolas, según se desprende del Ránking Tributario de los Municipios Españoles 2010, que desde hace trece años elabora el Ayuntamiento de Madrid.

El gobierno ‘de progreso’ PSOE-Iu ha puesto a Sevilla a la cabeza de las grandes ciudades españolas en materia de tributación local, ya que una familia prototipo hispalense paga al Fisco municipal 716,29 euros anuales por conceptos tales como el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI), la tasa de basuras, el distintivo por la tasa de estacionamiento, el sello del coche y la tasa por paso de vehículos, los tributos sobre los que se ha hecho una comparación homogénea entre las principales capitales de provincia.

Frente a la cifra del sufrido contribuyente sevillano, una familia similar paga en Barcelona, la segunda ciudad con más tributación,  655,59 euros/año; en Madrid, 540,76 euros; en Valencia, 533,18 euros; en Málaga, 493,10 euros y en Zaragoza, 462,64 euros. Por tanto, a efectos fiscales, vivir en Sevilla es un 8,5% más caro que en Barcelona; un 24,21% más que en Madrid; un 25,57% más que en Valencia; un 31,14% más que en Málaga y un 35,42% más que en Zaragoza.

El Ayuntamiento hispalense pregona sistemáticamente al final de cada ejercicio que atendiendo a los efectos de la crisis ‘congela’ la mayor parte de sus tributos y que se limita a incrementarlos en igual proporción a la subida del coste de la vida, una expresión contradictoria en sí misma, ya que ‘congelación’ significa dejarlos tal como están y no elevarlos ni siquiera conforme al IPC.

Sin embargo, el análisis comparativo realizado un año más por el Ayuntamiento de Madrid en su ya clásico ‘Ránking Tributario de los Municipios Españoles’ llega a la conclusión en lo referido al ejercicio en curso que el propietario de un piso medio en Sevilla (de entre 85 y 95 m2) ha pagado un 5,28% más que en el año precedente, en línea con la subida media de las 52 capitales de provincia (un 5,3%).

La cuota que se paga en Sevilla por un piso que tuviera en el año 1990 un valor catastral de 6.010 euros y al que cada año transcurrido desde entonces se le hayan incrementado las actualizaciones aprobadas por Hacienda ha pasado de 82,08 euros a 86,43 euros, lo que revela un mayor esfuerzo fiscal absoluto por el Impuesto de Bienes Inmuebles. Así, aunque el Consistorio arguya que ha congelado el IBI, al optar por aumentar el valor catastral de los pisos en realidad está aumentando su base imponible y con ello el contribuyente ha de afrontar una mayor factura fiscal.

El Ayuntamiento presidido por Monteseirín no sólo ‘fríe’ a impuestos a las familias sevillanas más que ninguna otra corporación municipal española, sino que también lo hace con las empresas domiciliadas en la capital de Andalucía. La cuota tipo en euros por el Impuesto de Actividades Económicas (IAE) asciende a 801,23 euros y es la segunda más alta después de la de Barcelona (835,42 euros) y por delante de Madrid (771,81), Murcia (770,06), Valencia (733,24), Zaragoza (521,55) y Málaga (335,57).

LA TABLA DE LOS MUNICIPIOS

En un intento de realizar comparaciones de presión fiscal con otros municipios, el Ayuntamiento de Madrid publicó, en el año 1997, su primer «ranking tributario de los municipios españoles». Desde entonces, el ranking se viene publicando con regularidad año tras año y se ha convertido en un instrumento ya clásico de fiscalidad comparada.

El ranking distingue entre los conceptos de esfuerzo fiscal absoluto y esfuerzo fiscal relativo para cada una de las figuras tributarias locales (Impuesto sobre Bienes Inmuebles, Impuesto de Actividades Económicas, Impuesto sobre Circulación de Vehículos de Tracción Mecánica, Impuesto sobre Construcciones, Instalaciones y Obras e Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana), estableciendo posteriormente un entorno en el que se tienen en cuenta los indicadores de esfuerzo fiscal correspondientes a cada una de las 52 ciudades capitales de provincia y los 15 municipios de más de 50.000 habitantes de la Comunidad Autónoma de Madrid. En el intento de lograr una mayor objetividad de situaciones comparativas, se definen los siguientes conceptos:

-Tipo impositivo máximo y mínimo.

- Tipo impositivo equivalente (únicamente en el caso del IBI, para municipios con revisión reciente de valores catastrales).

-Rango máximo: diferencia entre tipo impositivo máximo y mínimo.

-Rango establecido: diferencia entre tipo impositivo establecido y el tipo mínimo que permite la ley.

-Rango equivalente (únicamente en el caso del IBI, para municipios con revisión reciente de valores catastrales).

- Esfuerzo fiscal relativo: porcentaje que supone el rango establecido o equivalente sobre el rango máximo.

CUADRO COMPARATIVO DE TRIBUTOS LOCALES

Sevilla                 Barcelona      Madrid        Valencia         Málaga       Zaragoza

IBI             415,69                 297,79           294,79         335,90           286,87           170,17

Recargo

IBI                 0,00                  42,06               0,00             0,00             0,00               0,00

Basura         74,64                  90,72               59,00          44,40              0,00             34,72

Tasa de

Parking       72,50                    52,00               24,60            0,00            63,89           130,00

Sello

Coche        130,46               143,88              137,00        125,42          134,60           125,50

Paso de

Vehículos    23,00                   29,14               25,37          27,46              7,94               2,25

TOTAL     716,29                655,59              540,76         533,18         493,30          462,64

Cifras en euros para una familia con dos hijos, piso de 85-95 m2 y coche gama media

CIUDADES CON IMPUESTOS

MÁS CAROS

(Sevilla = Base 100)

1)      Sevilla              =  100,00

2)      Barcelona          =    91,52

3)      Madrid              =    75,49

4)      Valencia            =    74,43

5)      Málaga              =    68,86

6)      Zaragoza           =    64,58

Tomando los 716,29 euros de Sevilla como base 100, las cifras reflejan el porcentaje de menor impuestos que se pagan en otras urbes. Así, Málaga es un 31,14% más barata que Sevilla.

Los vecinos no tendrán preferencia en los nuevos parkings

Movilidad   reserva el derecho de adquisición

a los afectados por el parón actual

Los vecinos de los barrios donde en el futuro se construyan nuevos aparcamientos acogidos al Plan del Ayuntamiento soportarán durante meses o años las molestias de las obras pero al final de las mismas no tendrán derecho de adquisición preferente de las plazas de estacionamiento porque la Delegación de Movilidad lo reservará para los afectados por la paralización durante seis años de los programados por el gobierno de Monteseirín.

El delegado de Movilidad, Francisco Fernández, anunció en el  Pleno Municipal que presentará seis iniciativas para construir nuevos aparcamientos en diferentes zonas de la ciudad pese a su fracaso al frente del vigente Plan Director de Aparcamientos, ya que transcurridos seis años desde su aprobación, de los 19 programados (Monteseirín prometió un total de 67), sólo se han terminado realmente dos de ellos e iniciados otros tres.

Precisamente, el Pleno aprobó el rescate de la concesión administrativa de los estacionamientos de Bami, Jardines del Valle y Sevilla Este por la supuesta paralización (que la empresa concesionaria, Equipark,  niega) que sufren las obras y encomendar su remate a la Empresa Municipal de la Vivienda. Equipark ya ha anunciado que defenderá sus derechos ante los tribunales, lo que augura nuevas demoras.

Para sorpresa general, vista la demostrada incapacidad de la Delegación de Movilidad de velar por la ejecución de la primera fase del Plan de Aparcamientos por, entre otras razones, haber programado varios de ellos sobre suelos privados pensando erróneamente que eran públicos, Francisco Fernández anunció la construcción de seis estacionamientos nuevos en otras zonas de la ciudad.

Sin embargo, conforme a la propuesta llevada por la Delegación al Pleno, el Ayuntamiento adoptará “las disposiciones administrativas necesarias para que los actuales adquirentes de derechos de uso en los aparcamientos incluidos en los lotes 2 y 3 del Plan Director de Aparcamientos dispongan de un derecho de adquisición preferente en los estacionamientos que se puedan construir en iguales condiciones a las que disponen a día de la fecha”.

PREVIA RENUNCIA

Con esta disposición se incumple el fin declarado del Plan de Aparcamientos: responder a la demanda de los vecinos en los barrios de la ciudad. Por la propia ineficacia municipal, vecinos de los barrios con futuribles parkings tendrán que esperar a que residentes en otras zonas renuncien a ese derecho preferente para poder optar a una plaza.

Unas 1.600 personas pagaron hace varios años las fianzas de las plazas de garaje que siguen sin construirse y sólo parte de ellas han exigido la devolución y renunciado al parking. El PP denunció en el Pleno que de entre todos los afectados, los residentes en el distrito del delegado de Movilidad eran los únicos que habían recibido por completo las devoluciones solicitadas.

La propuesta elevada al Pleno por mediación del delegado de Movilidad para acordar el rescate de la concesión administrativa otorgada en su día a Equipark (estacionamientos de Bami, Jardines del Valle y Sevilla Este) demuestra que Francisco Fernández no las tiene todas consigo y se mueve con una calculada ambigüedad jurídica.

Tras culpar de la situación no a sus errores, sino al “contexto económico sobrevenido” (recuérdese que los aparcamientos se adjudicaron dos años antes de la crisis y se programaron cuatro años antes), el delegado habla de satisfacer los derechos de los compradores de las plazas “en el caso de que hubieran anticipado cantidades a cuenta” (el pago de la fianza previa era condición ‘sine qua non’); iniciar los trámites necesarios para la rescisión de los contratos “en el caso de que concurran las causas previstas para ello en la legislación reguladora” (osea, que no tiene la certeza de que se den esas causas) y “por los posibles incumplimientos contractuales que puedan estar produciendo en la ejecución de los mismos”, e instar a Equipark a que proceda a la inmediata devolución de las cantidades recibidas a cuenta, en concepto de señal, reserva o cualquier otro “ a aquellos ciudadanos que tengan derecho a ello”, de lo cual se colige que no todos los que han pagado la fianza tienen derecho a la devolución.

Olvido

El interventor del Ayuntamiento, que es miembro de la Comisión Ejecutiva y del Consejo de Administración de Mercasevilla, ha confesado ante la juez Alaya que ni él ni el secretario se leyeron el pliego de condiciones por el que la empresa municipal vendió a Sanma un suelo valorado en 106 millones de euros pese a que su oferta era inferior en 75 millones a la de Noga. Pero, ¿en qué manos estamos? Una cosa es que Celis revelara que él tampoco se leía los papeles aun siendo delegado de Urbanismo y otra muy distinta es que tampoco lo hagan quienes como fedatarios públicos tienen la obligación legal de supervisarlo todo. Seguro que a la hora de pasar por caja a fin de mes y de cobrar las dietas de los consejos de Mercasevilla no sufrieron olvido alguno. Ha dicho el interventor que no revisó el pliego de la venta presuntamente fraudulenta porque se fiaba de Fernando Mellet, al que luego grabaron los empresarios de La Raza mientras, presuntamente, les pedía comisiones ilegales. Con su testimonio, el interventor ha demostrado que quien no es digno de confianza es él.

Sevilla sufre una de las peores gestiones municipales

La ineficacia del Ayuntamiento supone un sobrecoste de 220 millones de euros

El cruce de los datos de gasto per cápita en las 40 principales ciudades españolas, los indicadores de eficiencia de Maastricht para la convergencia europea y la encuesta de calidad de Mercociudad sobre la gestión municipal revela que Sevilla es la urbe peor clasificada y que ni siquiera figura entre las diez mejores ciudades para vivir, pese a la tradicional complacencia de los sevillanos con su capital.

La combinación del estudio de Mercociudad que sobre las urbes españolas realiza el Instituto Análisis e Investigación y los criterios de eficiencia de Maastricht aplicados a los capítulos I y II de los Presupuestos de las 40 principales ciudades –el gasto per cápita- demuestra la ineficacia del gobierno local que preside Monteseirín, según un informe de Upyd sobre el coste del estado autonómico.

Este informe analiza primeramente el sobrecoste detectado entre las ciudades más importantes y, en segundo lugar, la presencia de economías de escala en la prestación de servicios a los residentes en los 8.112 municipios del país.

Tras medirse el gasto per cápita de cada ciudad, mediante el procedimiento empleado se determinan después las tres ciudades más eficientes y luego se comparan esos indicadores de eficiencia –inspirados en los criterios de Maastricht- con cada una de las 40 urbes principales. Posteriormente se determina el sobrecoste en términos absolutos multiplicando esas diferencias per cápita con la población de cada ciudad. Sumando todas las ciudades se obtiene el sobrecoste de todas ellas.

La conclusión es que anualmente las prácticas ineficaces de las 40 principales ciudades suponen un coste de 6.211 millones de euros, equivalentes al 0,6% del PIB. Dicho de otro modo: estas ciudades podrían ahorrarse ese dinero sin menoscabo del servicio a sus ciudadanos sólo aplicando las prácticas de las tres más eficientes en cada capítulo.

EL CASO HISPALENSE

Los resultados obtenidos para Sevilla son los siguientes:

-Gasto del Capítulo I (Personal) / Población = 511 euros, cuando la media de las tres mejores ciudades analizadas –que son Gijón, Oviedo y Vigo- es de 231 euros.

-Gastos del Capítulo II (corriente)/ Población = 231 euros, cuando la media de las tres mejores ciudades –que son Córdoba, Gijón y Tarrasa- es de 165 euros.

En términos absolutos, Sevilla presenta un sobrecoste de 196.901.007 € en
relación al capítulo I y de 23.391.117 € en relación al capítulo II, lo que supone 220.292.124 € en total.

Estos datos muestran que Sevilla representa el 3,55% de todo el sobrecoste de las 40 principales ciudades de España.  No obstante, si además de los capítulos I y II se incluye el IV (transferencias), se observa que Sevilla también externaliza muchos servicios e igualmente  incurre en mayor sobrecoste que las otras 40 ciudades, lo cual incrementa el porcentaje del sobrecoste de Sevilla al 4,75% en relación con  todo el sobrecoste del conjunto.

Aun siendo de las ciudades que más sobrecoste tiene, en el cruce de datos con los de una encuesta sobre la calidad de la gestión municipal, Sevilla recibe la peor clasificación entre las 40 (Mercociudad 2009). Sevilla es la tercera urbe que proporcionalmente más gasta en el capítulo I (511 euros por habitante) y la peor por la calidad de sus servicios.

Entre las diez mayores ciudades de España, Sevilla es la única
que no manifiesta economías de escala, definida ésta como la diferencia
entre la (población municipio) /  (población total España) y (gasto
municipio) /  (gasto total municipios de España);  es decir, existente
economías de escala cuando los mismos ingresos pueden brindar servicios a
un mayor número de residentes.  Pero en el caso de Sevilla la relación
resulta negativa.

Por su parte, para elaborar su estudio el Instituto Análisis e Investigación realizó 9.000 entrevistas telefónicas a ciudadanos de 78 localidades, durante los meses de septiembre y octubre de 2009. Además, consideró  más de 250 indicadores de cada ciudad, consultó a 150 expertos en gestión urbana y recopiló  información procedente de los propios Ayuntamientos.

RANKING GENERAL DE CIUDADES DE ESPAÑA

1)      Madrid

2)      Barcelona

3)      Valencia

4)      Zaragoza

5)      Bilbao

6)      Palma de Mallorca

7)      Pamplona

8)      Málaga

9)      Murcia

10)   San Sebastián

Fuente.- Estudio Mercociudad

LAS DIEZ MEJORES CIUDADES PARA VIVIR

1)      Pamplona

2)      Santander

3)      Logroño

4)      Murcia

5)      San Sebastián

6)      Albacete

7)      Zaragoza

8)      Oviedo

9)      Gijón

10)  Cáceres

Fuente.- Estudio Mercociudad

Sueldos

El PSOE se escandaliza por que la Cospedal, merced a sus pluriempleos, ingresó el año pasado 167.864 euros como secretaria general del PP; 69.309 como senadora y 3.560 por trienios como abogada del Estado. El PSOE  pretende que le quiten algún sueldo, sin reparar en que el PP puede alegar que con las cuotas de sus militantes le paga a su lideresa lo que estime y que ahí están las encuestas. Aquí podríamos mencionar las pluridietas que con cargo a las cajas y a las empresas municipales se ha sacado históricamente como sobresueldo Monteseirín, hasta más que duplicar el que tiene como alcalde, sin que nadie dijera ni pío. Y si se escandalizan por la nómina de la Cospedal en la Secretaría General del PP, ¿qué me dicen del sueldazo de Marchena, el valido del (sin) alcalde, en Emasesa? El imputado en el caso Mercasevilla declaró unos ingresos de 170.749 euros en el ejercicio de 2009, todavía más que la doña del PP. Recuerden lo que dijo Monteseirín: que el imputado ganaba poco para lo mucho que valía. ¿Comprenden ahora por qué ha subido tanto el agua en Sevilla?