Archivo de la etiqueta: Deudas de Monteseirín

Espadas deja la deuda de Sevilla en 321 millones de euros

MANDATO

Desde su toma de posesión la ha reducido en 98 millones

REPUNTE

En el último trimestre del año la incrementó en un millón mensual

HABITANTE

Sevilla es la quinta ciudad con menos deuda per cápita: 465 euros

 

El leve repunte del endeudamiento en el último trimestre del año 2017 (tres millones más) ha impedido que el Ayuntamiento de Sevilla rebajara su deuda global en al menos la cifra redonda de 100 millones de euros durante el mandato de Espadas, hito que había logrado, e incluso superado, en el mes de septiembre. Aun así, con Espadas al frente, la deuda de Sevilla es 98 millones menor que con Zoido y queda fijada en 321 millones de euros, 63 millones menos que en 2007, el año previo al estallido de la crisis económica.

 

EVOLUCIÓN DEUDA AYUNTAMIENTO DE SEVILLA

AÑO                           MILLONES

2007                          384

2008                          422

2009                          522

2010                          454 (Monteseirín)

2011                          452

2012                          482

2013                          439

2014                          443

1 T 2015                   432

2 T 2015                   419 (Zoido)

2017                         321 (Espadas)

El Banco de España ha publicado los datos oficiales de endeudamiento de las trece ciudades españolas con  más de 300.000 habitantes al cierre del año 2017, en virtud del Protocolo de Déficit Excesivo. Como se recordará, la ley de Estabilidad Presupuestaria que impulsó en 2012 el Gobierno de Rajoy obligó a los ayuntamientos a frenar sus gastos y a destinar el ahorro que consiguieran a reducir el déficit acumulado, una denominada regla de gasto que han cumplido con creces la mayoría de los ayuntamientos de las grandes urbes de nuestro país, con tres notables excepciones: los de Murcia, Barcelona y Zaragoza, cuyo gasto no sólo no se ha frenado en este mandato sino que se ha incrementado.

 

La capital catalana debe ahora 123 millones más que cuando Ada Colau se hizo con la vara de mando, y la aragonesa, gobernada por Pedro Santistive, que hace un mes se convirtió en el primer regidor reprobado en la historia de la ciudad, debe 101 millones de euros más, en una trayectoria inversa a la seguida por el Ayuntamiento hispalense. En cuanto a Murca, su deuda se ha incrementado en 128 millones de euros.

 

Tal como vimos en un anterior informe sobre el endeudamiento del Consistorio sevillano, los datos del Banco de España revelan que al finalizar 2010, último completo del mandato de Monteseirín como alcalde, la deuda municipal ascendía a 454 millones de euros, aunque esta  cifra no refleja la auténtica realidad, ya que el alcalde socialista dejó deudas millonarias larvadas en forma de pleitos judiciales que se han sustanciado en condenas contrarias al Ayuntamiento y que han tenido que pagar luego Zoido y, muy especialmente, su correligionario Espadas.

 

En febrero de 2018, Espadas había tenido que pagar 45,5 millones de euros por las facturas y litigios dejados por Monteseirín (véase https://andaluciainformacion.es/sevilla/733856/el-retroscopio/ ), pero es que desde entonces la cantidad por nuevas  condenas judiciales derivadas de incumplimientos y pleitos de los mandatos de éste se ha incrementado en 17.509.000 euros, con lo que la suma de deudas legadas asciende por ahora a 63 millones de euros en números redondos.

MANDATO DE ZOIDO

Por su parte, Zoido tomó posesión a mitad del año 2011, ejercicio que acabó con una deuda de 452 millones de euros, inferior en tan sólo dos millones a la que había un año antes con Monteseirín, siempre según el informe del Banco de España. Esta entidad baja al detalle de los trimestres a partir del tercero de 2014, lo que nos permite afinar el dato de que Espadas (tomó posesión a mitad de junio de 2015) heredó de Zoido una deuda de 419 millones de euros.

Así pues, Zoido logró en sus cuatro años al frente del Ayuntamiento que la deuda municipal pasara de los 454 millones oficiales (sin contar su envenenado legado judicial a sus sucesores) del último año de Monteseirín (2010) a 419 millones al acabar su mandato, lo que supuso una reducción de 35 millones de euros y de un 7,70%.

 Desde el segundo trimestre de 2015, ya con Juan Espadas como alcalde, hasta el año pasado, último dato oficial disponible del Banco de España, la deuda del Ayuntamiento de Sevilla ha pasado de 419 millones de euros a 321 millones, es decir 98 millones menos (-23,39%). Dicho de otro modo, Espadas ha rebajado casi tres veces más deuda en dos años y medio que Zoido en cuatro años.

 En términos absolutos sólo han reducido más deuda que el de Sevilla entre las grandes urbes españolas Madrid (nada menos que 2.213 millones de euros), Valencia (184 millones),  Málaga (136 millones) y Las Palmas (99 millones). La ciudad canaria ha logrado el éxito absoluto de reducir su endeudamiento a cero euros durante este mandato, mientras que Bilbao, que partía con tan sólo 9 millones de deuda sólo la ha reducido en 7 millones en estos dos años y medio. Hay que destacar que Sevilla se ha dormido en los laureles en el último trimestre del año pasado, ya que ha sido la única de las que iba en cabeza en reducción de deuda que la ha incrementado, aunque fuera en tan sólo tres millones, y se ha visto superada también por Las Palmas en ritmo ahorrador.

 Ahora mismo hay siete ciudades con menos deuda que Sevilla entre las trece grandes urbes del país: Alicante, Bilbao, Córdoba, Murcia, Palma de Mallorca, Las Palmas y Valladolid. En deuda per càpita, Sevilla es la quinta por este concepto: a cada sevillano le corresponden 465,59 euros de la deuda municipal.

CUADRO EVOLUCIÓN DEUDA GRANDES URBES ACTUAL MANDATO

(Junio 2015-Diciembre 2017)

Ciudad                       Jun 2015       Dic 2017     Balance            %

Alicante                     140                  84               -56                 -40,00

Barcelona                  716                839                +123                +17,17

Bilbao                           9                 2                      – 7                  -77,77

Córdoba                    253                199                -54                 -21,34

Madrid                   5.637              3.424            -2.213                -39,25

Málaga                       616                 480               -136               -22,07

Murcia                       183                311               +128               +69,94

Palma Mallorca         331                318                 -13                – 3,92

Las Palmas                99                    0                -99               -100,00

Sevilla                      419                 321                    -98               -23,38

Valencia                     736               552               -184                  -25,00

Valladolid                  122                97                  -25                   -20,40

Zaragoza                    821                922             +101                +12,30

Fuente: Elaboración propia a partir de los datos del Banco de España

Cifras, en millones de euros

El ‘retroscopio’

Monteseirín trata de convencernos de que no lo quitó el PSOE sino que él se fue

Espadas tendrá que pagar 45,5 millones por sus facturas pendientes y litigios

(Retroscopio: Una vez que ya sabemos cuál es la situación del paciente se dice lo que se tenía que haber hecho. Alfredo Sánchez Monteseirín)

Para confirmar la operación de blanqueo de la imagen de Monteseirín que hace tiempo emprendieron los sectores y medios más beneficiados por su generosa derrama de fondos públicos durante su mandato para silenciar voces críticas a su gestión, el mismísimo ex-alcalde socialista, cobrándose favores pasados, ha pedido que le hicieran una amplia entrevista en la que incluso plantea que cree llegada la hora de que le pongan una calle en Sevilla. Modesto que es el personaje.

Nos hallamos, pues, ante otro intento más de reescribir la historia reciente de la ciudad, una reescritura que se inicia con el propósito de Monteseirín de convencer a los sevillanos de que él no se presentó a las elecciones municipales de 2011 porque no quiso y no porque el PSOE no lo dejara.  Monteseirín, tal como escribí en su día,  sigue tratando de aparentar que fue él y no Griñán quien decidió su marcha del Ayuntamiento, cuando su estrategia desde su clamorosa derrota (se parapetó tras el denominado ‘sector crítico’, ya que no tuvo el valor de presentarse él mismo) frente a Viera en el congreso socialista de julio de 2008 fue la de una numantina resistencia para evitar que el PSOE lo defenestrara antes de tiempo.

En segundo lugar, para evitar también que cuajara la alternativa interna (Emilio Carrillo) preparada por el partido con la antelación suficiente y dado el derrumbamiento de su figura en las encuestas y el rechazo que generaba en la opinión pública (el 20% de los sevillanos que declaraban conocer al alcalde  lo calificaban directamente con un cero y jamás fue aprobado en una encuesta durante sus 12 años de mandato, sin contar el demoledor resultado para él de la encuesta encargada por el PSOE a Julián Santamaría).

 AMAGO DE DIMISIÓN

 En tercer lugar y una vez emigrado Chaves (su gran valedor, no tanto por estima como por temer que abrir el melón sucesorio en Sevilla en mitad de un mandato equivalía a abrir la veda para que se hiciera lo mismo en la Junta de Andalucía en mitad de una legislatura, como así le acabó ocurriendo a él: Chaves se veía en el espejo de Monteseirín), una vez ido Chaves, decía  amagar con su dimisión a finales de 2009 ante Griñán al comprobar que no gozaba del favor del por entonces nuevo presidente de la Junta y luego también secretario general andaluz , pero con un doble objetivo:

1)      Forzar su ratificación ante la supuesta falta de tiempo (17 meses por entonces) para que el PSOE buscase un candidato alternativo fuera del Ayuntamiento.

2)      En caso contrario, dejar colocado como sucesor  a Celis, el hombre encargado de convertir Sevilla capital en el califato del sector crítico frente a  la Ejecutiva Provincial liderada entonces por Viera y pese a haber contado éste con  el 88,6% de los votos en el previo  congreso provincial socialista.

Monteseirín trató de asaltar el PSOE de Sevilla desde la trinchera de la capital, parapetado en su condición de único alcalde socialista de una capital de provincia y de Sevilla como capital de Andalucía. Trató deliberadamente de dividir el partido al sentirse ‘intocable’ por ser alcalde de Sevilla, desafiando de forma permanente la autoridad del secretario provincial  y confiado en el manto protector de Chaves.

 MANIOBRAS

 Monteseirín siempre jugó manejando los tiempos políticos para que el tiempo acabara jugando a su favor. Contaba con que su amago de dimisión nunca sería aceptada por Griñán a tan sólo año y medio de las elecciones y que ese año y medio le daría margen de maniobra para tratar de ganarse al nuevo presidente de la Junta, por una parte, y de invertir los sondeos contrarios a su persona mediante una intensa campaña mediática (puesta en marcha de Giralda Tv, compra de favores periodísticos a través de Manuel  Marchena y del dinero de la publicidad institucional o de las empresas municipales; buzoneo de publicaciones laudatorias en los barrios…) y de captación de apoyo social.

Así, el entonces  alcalde habría intentado que Griñán hubiera actuado de presentador suyo en una conferencia que iba a pronunciar después de la festividad Reyes. Al no conseguir su propósito de que el presidente de la Junta le hiciera su loa política y  que ésta se interpretara como un aval a su persona, dentro y fuera del partido, pospuso la  conferencia ‘sine die’.

Más ejemplos de la estrategia del alcalde de ganarse apoyos sociales para que fueran valorados en la Presidencia de la Junta: intentó que le otorgaran la medalla de oro del Ateneo (a lo que se ve, siempre tan humilde) como agradecimiento por los favores municipales –ahí se vio que no eran gratuitos- a la entidad de la calle Orfila.

Todas estas maniobras no cuadran con su aserto de que en realidad lo que él quería era dejar la Alcaldía porque consideraba suficientes diez años en total y al final de su tercer mandato habría acumulado doce. Todo lo contrario: él y su círculo de confianza tenían como referentes a alcaldes que casi se habían perpetuado en el Poder, como su correligionario Francisco Vázquez en La Coruña, que fue regidor durante 23 años seguidos, y el andalucista Pedro Pacheco, alcalde de Jerez durante 24.

 LA DEUDA

 Monteseirín trata también de convencernos de que durante sus mandatos no hubo ni ruina ni despilfarro y que así lo certifica el Banco de España. “Estoy harto de poner sobre la mesa una y mil veces -ha afirmado- los datos que demuestran que esa denuncia (de Zoido) es una gran falacia. El propio Espadas -ha añadido- lo ha dicho más de una vez. El Banco de España establece la verdad del Ayuntamiento de Sevilla en 2011, pero se repitió esa gran mentira. El déficit de Sevilla era por entonces de 446 millones de euros….”.

 En puridad el Banco de España atribuye al Ayuntamiento una deuda de 454 millones al finalizar 2010, último año completo de Monteseirín al frente del Ayuntamiento, y de 452 millones en 2011, año a medias con Zoido. Monteseirín omite la deuda con que dejó a las empresas municipales, desde Tussam a Sevilla Global, por lo que la suma de todas ascendía a al menos 646 millones de euros. (Sólo durante su mandato Tussam acumuló 384 millones en pérdidas, cuando Soledad Becerril la había dejado completamente saneada, con el contador a cero). Al año siguiente de su llegada a la Alcaldía (año 2000), el Consistorio debía poco más de 300 millones y él lo dejó con, supuestamente, una deuda de  454 millones.

Y hay que emplear el término supuestamente porque en las estadísticas de Monteseirín no aparecen, por ejemplo, las facturas que dejó de reconocer y por tanto de pagar a Emasesa a partir del año 2003 por el agua consumida y otros conceptos (como la red de radio Secora) y que ahora tiene que pagar Espadas: 11,87 millones de euros. ¿Le imputamos la deuda a Espadas o a él?

CONDENAS JUDICIALES

Ni tampoco aparecieron durante su mandato los pagos que ahora Espadas debe hacer por condenas judiciales debido a la pésima gestión de aquél en conflictos como:

-Mercasevilla con Sando: 14 millones de euros, de los que el gobierno actual ha tenido que provisionar 5,3 millones.

-Por las expropiaciones infravaloradas al Colegio Portaceli: 3,05 millones.

-Con la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir a cuenta del Plan de Restauración Hidrológico Forestal:  5,4 millones.

-Por trabajos en barrios degradados y otros: 3 millones.

-Por Palmas Altas Norte (pendiente de cuantificación).

-Por el aparcamiento de Bami: 7,4 millones.

-Por el aparcamiento del Arenal: 521.501 euros

-Por Telvent: 122.448 euros.

-Por Telefónica: 173.043 euros

Todos estos impagos y condenas judiciales derivadas de su época y que ahora recaen en Espadas suman más de 45,5 millones, que habría que añadir a su Debe, al igual que el millón de euros gastados en la vigilancia de la Gavidia, que compró sin saber para qué y dejó abandonada para que ahora Espadas se coma ese “marrón”.

EL QUE VENGA DETRÁS

La estrategia de Monteseirín consistió en suscribir créditos o luego renegociarlos a largo plazo para que fueran otros y no él quien pagara las deudas. Así, tomando como referencia el 31 de diciembre de 2015, fecha de cierre del ejercicio anterior y del último Presupuesto del mandato de Zoido, se comprobó que aún quedaban pendientes de pagar 346,8 millones de euros de dieciséis créditos bancarios suscritos por Monteseirín por un total de 584,6 millones de euros. De esa cifra se colige que Zoido tuvo que hacerse cargo al menos del pago de 237,7 millones de deuda de su antecesor.

La cifra, sin embargo, sería muy superior. En puridad, puede decirse que todos los préstamos que aparecen en la lista general del Ayuntamiento suscritos durante el mandato de Zoido fueron para abonar deudas de Monteseirín, bien para pagar facturas pendientes desde hacía años con los proveedores del Ayuntamiento (56,7 millones pedidos a los bancos con tal propósito), bien por la deuda de Emvisesa por haber asumido en tiempos de Monteseirín el pago de la faraónica obra del nuevo Palacio de Congresos de Fibes (préstamo de 52,5 millones de euros).

 Y a todo esto hay que añadir los 138 millones de euros que estaban destinados a los futuros barrios de la ciudad, aportados por los promotores de los suelos, y que él se gastó en las Setas. Si ahora, una vez superada la crisis, los promotores o sus sucesores se disponen a edificar y exigen que se ejecuten las infraestructuras por las que ya pagaron al Ayuntamiento, ¿quién haría frente al pago, Monteseirín o Espadas? ¿A quién se le imputaría la deuda?

 

El remate de las peregrinas teorías del antiguo alcalde es que el incremento de coste de las Setas no fue un sobrecoste porque se sustituyó un material por otro, siendo el material sustitutivo, la madera, mucho más barato que el metal que se dijo se iba a emplear. Y sostiene Monteseirín que había que hacer algo para dinamizar la zona Norte de la ciudad (las Setas) y que ese algo hiciera de locomotora de su desarrollo.

 Por eso mismo, como la supuesta locomotora no ha funcionado, el gobierno local (Antonio Muñoz dixit) habla de la necesidad de extender el turismo al sector Norte del Casco Antiguo al cabo de siete años más y de 138 millones de euros menos para los futuros desarrollos de
Sevilla.

NOTA.- Después de publicado este artículo se han ido conociendo otros casos que han ido incrementando las deudas legadas por Monteseirín a sus sucesores:

Condenan al Alcázar a pagar 170.000 euros por obras sin licencia en la etapa de Monteseirín

http://sevilla.abc.es/sevilla/sevi-condenan-alcazar-pagar-170000-euros-obras-sin-licencia-etapa-monteseirin-201801312304_noticia.html

Otra factura de Monteseirín: 3,3 millones por una expropiación en Sevilla que no pagó en 2007

http://sevilla.abc.es/sevilla/sevi-otra-factura-monteseirin-33-millones-expropiacion-no-pago-2007-201802122339_noticia.html

El Supremo rechaza el recurso de Mercasevilla contra la sentencia que le condena a indemnizar a Sando

Tendrá que abonar cerca de 14 millones de euros por no entregar un suelo con suministro eléctrico

http://sevilla.abc.es/sevilla/sevi-supremo-rechaza-recurso-mercasevilla-contra-sentencia-condena-indemnizar-sando-201802162207_noticia.html

La Gerencia abona 39.000 euros por una reforma en la Plaza de España

  • Una sentencia obliga a pagar intereses a Tragsa por reconstruir la balaustrada en 2009http://www.diariodesevilla.es/sevilla/Gerencia-abona-reforma-Plaza-Espana_0_1220278527.html

 

Sevilla baja de los 400 millones de deuda por primera vez en este siglo

(….)

Actualmente el Ayuntamiento está pagando 21 préstamos bancarios. De ellos, 14 son todavía de la etapa de Monteseirín y Torrijos. Del año 2003 quedan todavía por pagar 7,4 millones a Unicaja y Caja Madrid, mientras que del tranvía quedan pendientes 5,3 millones y del edificio Arte Sacro que impulsó el gobierno socialista para reunir a los artesanos de la Semana Santa y que IU quiso reconvertir en oficinas municipales aún hay que abonar 9,7 millones.

Refinanciar la deuda

En todo caso, el principal agujero que tiene el Ayuntamiento es el préstamo con BBVA, Dexia y Sabadell que firmó Monteseirín en el año 2010, justo antes de marcharse, para refinanciar de nuevo toda su deuda hata 2022. De esa operación todavía quedan por pagar 185,2 millones, prácticamente la mitad de todo lo que se debe. En concreto, de aquel periodo hay todavía en fase de amortización hasta el año 2031 préstamos cuyo capital pendiente asciende a 283,8 millones. Y a esto hay que sumar las facturas que siguen llegando al Ayuntamiento desde los juzgados porque no se pagaron en su día y ahora se están dictando condenas contra la administración pública obligando a abonarlas….

http://sevilla.abc.es/sevilla/sevi-sevilla-baja-400-millones-deuda-primera-este-siglo-201802142332_noticia.html

 

 

Espadas estrena su primer presupuesto pagando sentencias judiciales pendientes de Zoido y Monteseirín

El gobierno local de Sevilla  llevará al próximo Pleno el pago de dos sentencias judiciales por actuaciones municipales realizadas durante los mandatos de Monteseirín y Zoido. Forman parte de la pesada herencia, en forma de condenas en contra y de deuda bancaria, que le llega a Espadas y que debe empezar a afrontar ya con cargo a su primer Presupuesto, recién aprobado de forma definitiva el pasado miércoles, 30 de marzo de 2016.

Al nuevo alcalde le ha tocado sufrir las consecuencias de un pleito que se arrastra desde el mandato de Zoido con la empresa Detea por la construcción de la comisaría de la Ranilla. La compañía expresó en tiempos su malestar con el entonces gobierno del PP porque pese a haber terminado y entregado los trabajos de la comisaría en octubre del año 2011, el Ayuntamiento no ejecutaba la certificación final ni le liquidaba las cantidades que le reclamaba por los retrasos y paralizaciones que, decía, eran ajenas a su voluntad y achacables plenamente al Consistorio.

El caso acabó en los juzgados y el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) condenó cuatro años después al Ayuntamiento a abonar a Detea 1.902.366 euros en concepto de obras ejecutadas y 62.000 euros por la paralización de las mismas durante cinco meses. A Detea no le quedó más opción que recurrir a la vía judicial, ya que el gobierno de Zoido se había negado a atender sus reclamaciones.

Así, en las actas de la Junta de Gobierno del 31 de octubre de 2012 se reflejó el acuerdo desestimatorio de la reclamación de intereses de demora, efectuada el 25 de mayo del mismo año por la entidad mercantil Promoción y Desarrollo de Estructuras y Tecnologías Aplicadas (Prodetea), “conforme a la fundamentación jurídica que se contiene en el presente acuerdo”. La fundamentación jurídica de los Servicios Municipales no debió ser tan fundada como para convencer al TSJA, que falló en contra de la Corporación el pasado mes de septiembre, ya con Espadas como alcalde. Este ha tenido que esperar a la aprobación definitiva de su primer Presupuesto para saldar la deuda contraída durante el mandato de Zoido.

Los parkings

Más tiempo aún arrastra otra de las sentencias condenatorias al Ayuntamiento en los pleitos con la empresa Iniciativas Aparca, por causa del desastroso Plan de Aparcamientos Municipal que impulsó el gobierno de Monteseirín. Esta compañía demandó en marzo de 2010 al Ayuntamiento ante la imposibilidad de construir cuatro de los seis estacionamientos subterráneos que le adjudicó debido a que el gobierno municipal, por increíble que pueda parecer, los había proyectado sobre suelos que no eran de su propiedad, sino de personas particulares y sin conocimiento de estas últimas.

Ante tal situación sobrevenida, Iniciativas Aparca no tuvo más remedio que desistir de ejecutar los aparcamientos que tenía concedidos en las barriadas de las Almenas y las Golondrinas y en las avenidas Sánchez Pizjuán y San Lázaro, y demandó al Ayuntamiento, al que exigió daños y perjuicios.

El pasado mes de febrero, el gobierno de Espadas recibió una notificación judicial que incrementa en 233.084 euros el importe a pagar en una de las sentencias contrarias al Consistorio. El fallo inicial le condenaba a pagar 575.894 euros por daños emergentes. Ahora, deberá afrontar el pago de 233.084 euros más por lucro cesante y que aún estaban pendientes de abono. En total, pues, 2.197.450 euros, que se cargarán al Fondo de Contingencias del Presupuesto de 2016.

Espadas hereda una deuda de 464 millones de euros

De los mandatos de Monteseirín aún se debe cinco años después 347 millones

 

Zoido ha dejado pendientes 117 millones, en gran parte de la época anterior

 

El alcalde encontró al llegar al Ayuntamiento 44 préstamos todavía vivos

 

Juan Espadas halló tras tomar posesión del cargo de alcalde de Sevilla que el Ayuntamiento  tenía unos 44 préstamos con distintos bancos pendientes de pago en alguna cantidad, la mayor parte de ellos procedentes de los mandatos de su correligionario, el socialista Monteseirín. Al cabo de seis meses en el cargo y de ordenación de todas las cuentas, el nuevo gobierno municipal constató que al finalizar el año 2015 la deuda financiera heredada por Espadas y que ha de empezar a afrontar a partir del año en curso es de 464 millones de euros en números redondos.

De los 798 millones de euros del Presupuesto municipal para 2016, los primeros de la era Espadas al frente del Ayuntamiento de Sevilla, el gobierno local tiene previsto dedicar 69,2 millones en números redondos al pago de los préstamos bancarios suscritos en anteriores mandatos por, especialmente, Monteseirín y, en menor medida, Zoido. De esta cantidad, 52,7 millones serán para amortización de capital y 16,5 millones de euros, en concepto de intereses.

Tomando como referencia el 31 de diciembre de 2015, fecha de cierre del ejercicio de anterior y del último Presupuesto del mandato de Zoido se comprobó que aún quedaban pendientes de pagar 346,8 millones de euros de dieciséis créditos bancarios suscritos por Monteseirín por un total de 584,6 millones de euros. De esa cifra se colige que Zoido tuvo que hacerse cargo al menos del pago de 237,7 millones de deuda de su antecesor.

La cifra, sin embargo, sería muy superior. En puridad, puede decirse que todos los préstamos que aparecen en la lista general del Ayuntamiento suscritos durante el mandato de Zoido fueron para abonar deudas de Monteseirín, bien para pagar facturas pendientes desde hacía años con los proveedores del Ayuntamiento (56,7 millones pedidos a los bancos con tal propósito), bien por la deuda de Emvisesa por haber asumido en tiempos de Monteseirín el pago de la faraónica obra del nuevo Palacio de Congresos de Fibes (préstamo de 52,5 millones de euros).

Al anterior alcalde cabría imputar el coste del ajuste de la participación de la ciudad en los ingresos del Estado (hubo que devolver casi 15 millones por las liquidaciones negativas de la PIE de años anteriores) y los más de 12 millones que hubo que pedir para afrontar la disolución de la sociedad municipal Sevilla Global. Con tales precisiones, realmente Zoido, una vez descontadas las cantidades que abonó antes de abandonar la Alcaldía, le habría dejado a Espadas 19,5 millones de euros de créditos bancarios imputables a decisiones tomadas durante su mandato. El resto, hasta 444,5 millones de euros formaría todavía parte de la pesada losa dejada por Monteseirín.

 

DE ANTIGUO

 

Hasta tal punto es así, que la mayor partida que deberá destinar este año Espadas a saldar deuda con los bancos es de 26,7 millones de euros, correspondientes a la refinanciación  de la deuda que por valor de casi 307 millones acordó su antecesor socialista y de la que al final de diciembre de 2015, años después, todavía quedaban pendientes más de 214 millones de euros.

Los números demuestran continuamente la estrategia de Monteseirín de hacer costosas obras (desde el tranvía a las Setas de la Encarnación) y dejar los cajones llenos de facturas para quienes vinieran detrás.

Este tipo de operaciones de refinanciación de deuda con “patada a seguir” pagando a más largo plazo no eran excepcionales durante los mandatos del predecesor de Zoido y de Espadas. Cinco meses antes de las elecciones de 2011, en las que sabía que no concurriría como candidato del PSOE y que ganó Zoido por mayoría absoluta, aprobó otra refinanciación de la macrodeuda de casi 307 millones de euros (por entonces se había reducido a 272,4 millones), merced a la cual dejaba de pagar 18 millones en intereses a los bancos pero a costa de alargar el plazo de vencimiento hasta el mes de julio de 2030.

Así pues, a partir de aquella renegociación serían necesarios cinco mandatos más de otros alcaldes para acabar de pagar la deuda dejada por el antecesor socialista de Espadas.
El BBVA es el banco favorito del Ayuntamiento
El BBVA y no el Santander, pese a alguna foto de Emilio Botín con Monteseirín en la Casa Grande difundida hace años, es el banco que más operaciones y de mayor cuantía ha firmado con el Ayuntamiento de Sevilla durante los mandatos de Monteseirín y Zoido.

 

Monteseirín realizó entre 2002 y 2010 tres operaciones con el grupo Santander (una, con Banesto) por valor total de 29,6 millones de euros, frente a las dos con el BBVA en solitario (12,8 millones) y a la conjunta con esta entidad más Dexia y BCL, que supuso una refinanciación de deuda municipal por casi 307 millones de euros.

Además, el antecesor de Zoido firmó tres créditos con Caja Madrid (57,6 millones en total) y uno con cada una de las siguientes entidades: Unicaja (24,7 millones), Instituto de Crédito Oficial (16,9 millones), Eurohypo, un banco alemán (16 millones) y Dexia/Sabadell (6.244 euros).

Por su parte, Zoido suscribió dos préstamos con el BBVA, uno para pagar a proveedores y otro, por la deuda de Emvisesa (en total, 77,5 millones); dos con Caixabank, uno de ellos para el pago a proveedores, y otro para la liquidación de la empresa municipal Sevilla Global (13,5 millones de euros en total); uno con Caja Rural para el pago a proveedores (20 millones) y otro con Santander, con la misma finalidad (10,4 millones).

 

Deuda financiera heredada por Espadas (Créditos)

 

 

 

Capital           Saldo vivo                  Amortiz          Intere

Alcalde           Finalidad       Inicial             31-XII-2015             2016              2016

 

 

Montese.        Inversión       5.600.000           729.019               416.582         2.737

 

Montese.        Inversión     24.701.597         7.410.479          1.646.773       269.340

 

Montese.        Inversión     16.467.731     5.676.013             1.194.667         23.556

 

Montese.        Inversión     12.350.798     4.883.379                887.648         29.177

 

Montese.        Inversión     28.818.530       10.566.794          1.921.235      325.339

 

Montese.        Inversión   16.900.000      7.604.999             1.126.666         33.590

 

Montese.        Inversión   16.900.000      1.000.000             1.000.000       1.642

 

Montese.             ¿?              600.000            167.952                 23.993             –

 

Montese.        Inversión       6.244.872         2.927.283              780.609         49.541

 

Montese.        Inversión     6.244.872          2.927.283                  780.609       49.541

 

Montese.        Inversión   12.000.000         5.625.000              1.500.000       92.625

 

Montese.        Inversión       6.596.736        4.452.797                  659.673     117.148

 

Montese.        Inversión   12.000.000         8.100.000              1.200.000       204.548

 

Montese.       Refinancia 306.995.488       214.334.017                    14.531.119 12189823

 

Montese.       PIE 2008     26.344.552           13.885.128                    876.820       –

 

Montese.       PIE 2009     85.849.009           56.559.347               3.534.959           –

 

(Subtotal Monteseirín   584.614.185         346.849.490           32.081.353 13388607

 

 

Zoido           PIE 2013     14.924.105         8.552.730             8.552.730      –

 

Zoido     Proveedores     10.438.531           9.133.715          1.304.816       135.342

 

Zoido     Proveedores     25.000.000        21.875.000           3.125.000       344.137

 

Zoido   Proveedores      20.000.000              17.500.000         2.500.000       277.835

 

Zoido   Proveedores        1.303.569                   1.140.623                    162.946           18.438

 

Zoido   Sevilla Global                 12.203.203              11.044.249             631.100       274.692

 

Zoido   Emvisesa             52.592.119             47.980.263           4.361.842   1.922.249

 

 

(Subtotal Zoido            136.461.527             117.226.580      20.638.434   2.972.693

 

 

Espadas Tesorería               ¿?                                                                                94.291

 

Espadas Gastos financieros                                                                                              88.456

 

 

TOTAL                             721.075.712             464.076.070         52.719.787 16.544.047

 

 

Capital + intereses                                                                              69.263.834

 

 

NOTA.- Cifras en números redondos (sin decimales)