Archivo de la etiqueta: madera

Monteseirín se censura a sí mismo en su blog

Corta un fragmento malsonante de su delegado de Urbanismo y sus gestos triunfalistas ante las fotos de las setas en el vídeo de la visita a la fábrica alemana del Parasol

Otra visita-alcalde-aichach-fabrica-finnforest-5El alcalde de Sevilla, Alfredo Sánchez Monteseirín, ha colgado en su blog personal (smssevilla.wordpress.com) un vídeo censurado de su visita a la fábrica alemana que trata las maderas para las cubiertas de las setas de la Encarnación, procedentes en origen de Finlandia. El blog del alcalde incluye una entrada titulada ‘En la “fábrica de parasoles”, de la que cuelga un vídeo con la leyenda ‘Alcalde de Sevilla en la fábrica de Metropol Parasol’.

Este vídeo dura tan sólo un minuto y veintiún segundos y es el mismo que ha sido colgado en Youtube, cuando el vídeo de la visita de Monteseirín remitido el día antes a los medios de comunicación sevillanos dura unos dos minutos.

De la comparación entre el vídeo cortado en el blog y en Youtube y el que ofrecen en su páginas webs varios periódicos de la ciudad se concluye que el alcalde ha censurado en su página en Internet los primeros veintinueve segundos y algún trozo más.

Las tijeras de Monteseirín han considerado políticamente incorrectas unas imágenes en las que al pasar por delante de fotografías de proyectos arquitectónicos realizados con madera finesa de la fábrica alemana se oye a su delegado de Urbanismo, Manuel Rey, expresarse de la siguiente manera:

-El pedazo de catedral de allí, que es la leche, y el castillo.

Posteriormente, Monteseirín ha eliminado la parte del vídeo en que, tras un paseo por el interior de la fábrica viendo el proceso industrial de la madera, al llegar a una pared donde con celo han sido pegadas diversas fotografías de las setas de la Encarnación levanta triunfalmente los dos brazos y casi da un pequeño salto, emulando así a los futbolistas cuando marcan un gol.

aichach-fabrica-finnforest-6En otra entrada de su blog, a la que titula ‘Finnforest para Sevilla’, el alcalde narra su visita a la fábrica alemana en los siguientes términos: “Durante la visita que hemos realizado a las instalaciones de la compañía filandensa en su factoría alemana de Aichach, próxima a Munich, donde se han fabricado más de 3.000 de las piezas de madera que componen la estructura del Espacio Metropol, similar a la que hicieron en la  Expo de Hannover o el Serpentine Pavillion, de Londres hemos comprobado la buena marcha de los trabajos de fabricación de las piezas de madera cuya últimas remesas serán enviadas a Sevilla en un plazo de dos semanas, según me han prometido los responsables de la compañía.

En este sentido –continúa Monteseirín-, una vez que las piezas llegan desde Finlandia, reciben un tratamiento de impregnación de toda la masa de la madera y de postcurado en hornos especiales para garantizar la protección contra hongos o insectos. Después del secado, las piezas se lijan y se realiza un control detallado de cada panel. Posteriormente se encolan empleando la técnica de camas de vacío para que el pegamento fije perfectamente. Más adelante, un robot de control numérico con una precisión de 1-2 mm, corta las piezas y se introducen en una cámara de calor de entre 70 a 80º de temperatura para garantizar su durabilidad”.

Y sigue el alcalde diciendo que previo al envío a Sevilla, se colocan las uniones y barras encoladas para el montaje: las piezas metálicas de unión de momentos de transmisión de fuerzas, para garantizar que sea una estructura estable, así como las uniones de los cortantes que controlan los esfuerzos laterales. A su vez cada pieza presenta ranuras que encajan unas con otras. Los responsables de la fábrica han explicado que se realizan controles de calidad de cada una de las piezas para las que el coeficiente de seguridad alcanza entre 2 y 3 puntos.

Las piezas del Espacio Metropol están fabricadas con la técnica de madera microlaminada Kerto, que consiste en láminas de abeto de 3 mm encoladas, especialmente recomendada por su elevada resistencia mecánica empleada a los grandes proyectos que Finnforest ha realizado en Europa en los últimos años.

“Según han explicado en la presentación que  nos han realizado –concluye Monteseirín-, Espacio Metropol es un proyecto internacional  ha representado un gran reto de investigación y con el que han mejorado mucho las técnicas constructivas complejas”.

El alcalde incluye al final un enlace con la página web del fabricante de la madera de las setas. Sin embargo, los alemanes ni siquiera recogen en su web oficial la visita de Alfredo Sánchez Monteseirín.

*Visión del vídeo autocensurado en: http://smsevilla.wordpress.com/page/2/

Altos vuelos

Monteseirín y Rey, en la fábrica alemana de la madera para las setas

Monteseirín y Rey, en la fábrica alemana de la madera para las setas

Zoido propuso conexiones aéreas con ciudades alemanas como Francfort, Múnich y Düsseldorf, y habló del enojo de Air Berlin por la falta de promoción hispalense. ¿Que Zoido y Air Berlin piden que vuele más gente a Alemania? Dicho y hecho. El (sin) alcalde, con los pies más ligeros que Aquiles, les ha tomado la palabra y, raudo, ha aterrizado en el país de los nibelungos: su séptima tournée internacional. Mientras otros iban por atún y a ver al duque, Alfredo ha ido de turismo y a ver la madera para las setas. Cuenta la versión oficial que se está dando un garbeo para inspeccionar los tablones de los parasoles y tomarse una copa con el arquitecto alemán que los parió. Osea, que no les cantará a los germanos las cuarenta por el retraso con el maderamen ni les anunciará esa penalización de risa, jamás aplicada, de 3.000 euros por cada día de demora. Y ya que está en Múnich, ¿por qué no darse una vuelta por Berlín dentro de la campaña ‘Monteseirín se ve’? Allí que se irá. Así que ya sabe el PSOE el cargo de consolación que puede darle a Alfredo: embajador permanente de Sevilla en Fitur.

Visión del vídeo de la visita en:

http://www.elcorreoweb.es/sevilla/politica/113883/madera/alcalde/metropol

El apagón

Comenta Olavide de buena tinta el apagón informativo del (sin) alcalde, que lleva varias semanas sin comparecer ante los medios porque –dice- se ha impuesto la ley del silencio y que le espeta a los periodistas: “Acostumbraos, acostumbraos”. Hay un pequeño pero definitivo detalle: no es que Monteseirín se haya impuesto a sí mismo la ley del silencio por una promesa a la Hiniesta o para no ser esclavo de sus palabras, sino que se la han impuesto. ¿Y saben qué es lo mejor del caso, o lo peor para él, según se mire? Que quien fue a ponerle la mordaza en la boca en su propio despacho de la Plaza Nueva como mandado de Viera y Susana Díaz fue ¡oh, cielos, Celis!, su antiguo delfín, que de ser el sucesor ‘in pectore’ y el hijo político bien amado de Alfredo se ha pasado con armas y bagajes al sector oficialista, hasta el punto de alardear de que va a ser el encargado de ir a la copistería a encuadernar el programa del PSOE para las elecciones municipales. Cría cuervos para que luego te coman la lengua en vez del gato. No hay peor cuña que la de la misma madera.