Patilla

MortadeloEl colega César Rufino ha dado la noticia de un paradójico invento contra la crisis económica que está haciendo furor en Sevilla: la moda del gañote. Consiste en que el hostelero pone la comida y el flamenquito para atraer público al local y luego cada cual se paga sus copas en una larga sobremesa. La descripción periodística dice que esta práctica es amor por los placeres del paladar, culto al cuerpo propio y al ajeno, celebración de la guasa en buena compañía, himno a la alegría, rompeolas de todas las penas y muchísimo más. Y encima, baratísimo. La costumbre tiene ya una legión de seguidores y se la conoce de muchas maneras además de como gañote: gratis, por el morro, por la cara, de balde, graciosamente, por la patilla…..Si es por la patilla, mucho me temo que esto de comer gratis total cueste lo que cueste en bares, restaurantes y reservados de cinco tenedores no es un invento de ahora por esto de la crisis. Lo patentó uno muy próximo a Monteseirín que lleva ya casi doce años exigiendo de entrada pinceladas al centro, tanto por la patilla como por la jeta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.