Gae Aulenti

La muerte de Agustín García Calvo, al que se han dedicado tan justas semblanzas recordando su vinculación con Sevilla,  ha eclipsado entre nosotros la noticia de otro fallecimiento, el de la gran arquitecta italiana Gae Aulenti, a los 84 años, en Milán. Figura mundial de la arquitectura, fue junto con Pierluigi Spadolini la autora del pabellón de su país en la Expo-92. El de Italia fue, tras el de España, el pabellón nacional más grande de la Muestra Universal, excluidos los temáticos: un paralepípedo de nada menos que 90 metros de longitud (como la de un campo de fútbol), por 50 de anchura y 30 de altura media. El hoy Centro de Empresas de Cartuja-93 costó por entonces la friolera de 6.000 millones de pesetas. Con sus cuatro torres para camuflar los ascensores y una lámina de agua en su diáfano interior para combatir el calor sevillano, el denominado ‘Palazzo Italia’ hacía en verdad honor a su nombre y evocaba una ciudad amurallada. A su lado, el pabellón de Grecia parecía tan liliputiense que en el argot de la Expo se le conocía como ‘la caseta del perro’.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *