La Hispalense ataca de nuevo

Las universidades han rebajado tanto su exigencia que ya no sé si la nueva medida que prepara la Hispalense es otra ocurrencia similar a la de hacer la vista gorda ante las chuletas en los exámenes – fue una noticia de alcance mundial- o una adaptación a eso que llaman ‘proceso de Bolonia’. Resulta que ahora la Universidad de Sevilla se ha inventado o adoptado, que para el caso es lo  mismo, la “matriculación ordenada”: un alumno se podrá matricular de una asignatura obligatoria en un curso superior aunque no la haya aprobado en el inferior. Así, se podrán apuntar en la asignatura donde enseñan ecuaciones de segundo grado aunque no tengan ni zorra idea de las de primer grado y les hayan puesto un rosco en el expediente. Es de suponer que gran parte de la asignatura de 2º se basa en los conocimientos adquiridos en la de 1º. Pero, ¿y si no se han adquirido? ¿Y si para colmo aprueban la de 2º y pasan a 3º con  la de 1º aún suspensa? Hago mío el comentario de un lector: “Estoy esperando para matricularme a ver si terminan por dar el título sin estudiar”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.